viernes, 12 de marzo de 2010

LA HOJA ROJA

Ha muerto Miguel Delibes.

Ese gran novelista, ha apurado el libro de la vida hasta la misma hoja roja, como contaba en esa inolvidable novela.

Descanse en paz en las praderas del cielo de los cazadores, donde esperamos que pueda dedicarse a La caza de la perdiz roja e inmortalice sus experiencias en un nuevo Diario de un cazador.

Os dejo como despedida, el párrafo final de su discurso de entrada en la Real Academia de la Lengua (1073)

Porque si la aventura del progreso, tal como hasta el día la hemos entendido, ha de traducirse inexorablemente, en un aumento de la violencia y la incomunicación; de la autocracia y la desconfianza; de la injusticia y la prostitución de la Naturaleza; del sentimiento competitivo y del refinamiento de la tortura; de la explotación del hombre por el hombre y la exaltación del dinero, en ese caso, yo, gritaría ahora mismo, con el protagonista de una conocida canción americana: «¡Que paren la Tierra, quiero apearme!»

Miguel Delibes

Publicar un comentario

Noticias sobre Asturias de Europa Press