miércoles, 14 de mayo de 2008

Un padre de familia ha muerto asesinado

Hoy es un día triste. Ha sido asesinado un guardia civil por los cobardes pistoleros de ETA.

Era un guardia civil y como todos los guardias civiles, todos los policías y todos los ciudadanos era una persona, con un proyecto de vida, con familia e ilusiones. Juan Manuel Piñuel Villalón era natural de Melilla aunque afincado en Málaga, de 41 años, casado y con un hijo.
Llevaba dos meses destinado en la localidad alavesa adonde se había desplazado desde su destino anterior en Valencia para conseguir la preferencia que le permitiera volver a Málaga, donde vive su familia. Quería ahorrar algo de dinero para comprar una vivienda.

ETA mata a un guardia civil y hiere a otros cuatro con un coche bomba en Álava

Malditos sean los asesinos y todos los que los encubren o los justifican.

Os dejo un poema de Bertold Bretch.

Solo hay que sustituir comunistas, obreros, sindicalistas o curas por guardias civiles, policias o ertzainas y pensar si no somos todos un poco culpables por callar, por no levantar la voz contra los asesinos:

Primero se llevaron a los comunistas
pero a mi no me importó porque yo no era.
En seguida se llevaron a unos obreros
pero a mi no me importó porque yo tampoco era.
Después detuvieron a los sindicalistas
pero a mi no me importó porque yo no soy sindicalista.
Luego apresaron a unos curas
pero como yo no soy religioso tampoco me importó.
Ahora me llevan a mi pero ya es tarde.

Bertold Bretch
Publicar un comentario

Noticias sobre Asturias de Europa Press